opera

Se llama Kitty, tiene 30 años y quería parecerse a Jennifer Lawrence, de la que es muy fan, y por eso tomó la decisión de someterse a una operación de cirugía plástica para conseguirlo.

Por lo que parece, no es tan extraño que personas anónimas decidan operarse para parecerse a sus estrellas de cine, televisión y música favoritas. Según el cirujano que “convirtió” a Kitty, “los pacientes vienen con el deseo de tener los labios como Angelina Jolie o los pechos como Scarlett Johansson”.

Fuente.